Juntos Por Priego pide un concurso público para contratar al monitor, y el PP respalda el “dedazo” de la Alcaldía

Raquel Ortal, concejal de Juntos Por Priego y responsable de la Concejalía de Educación, Cultura y Deporte, ha pedido a la Alcaldía que la contratación del monitor deportivo se realice mediante un concurso público y no a través de un contrato menor de servicios, popularmente conocido como contrato a dedo.

La Alcaldía, que tiene plena competencia en materia de contratación, es partidaria de firmar un contrato menor con el monitor porque implica menos requisitos, se dilata menos en el tiempo, y se puede hacer una selección directa, sin embargo, Juntos Por Priego cree que esta no es la mejor forma de proceder, tal y como expusieron sus concejales en el pleno del 9 de octubre.

Raquel dijo entender la urgencia de la Alcaldía por contratar al monitor debido a que ya han comenzado las clases en el colegio y el instituto, así que propuso una solución intermedia: que el Ayuntamiento inicie los trámites del concurso público –que podría durar entre uno y dos meses–, y que durante ese tiempo se contrate a un monitor provisional que prestaría un servicio reducido, algo que se podría financiar con una subvención de 840 euros que ha recibido el Ayuntamiento.

“Esto sería provisional para poder sacar la plaza a a concurso público, que se establezcan unas bases que recojan las características del puesto de trabajo que se ofrece, y que se le dé la plaza al que más se adapte a las necesidades del Ayuntamiento”, agregó la concejal. El concurso público permite que cualquier interesado se presente como candidato y sea evaluado en función de unos requisitos previamente establecidos. En cambio, el contrato menor permite una asignación a dedo pero ha de tener una vigencia máxima de un año y un presupuesto inferior a 15.000 euros.

raquel ángel torres juntos priego

Raquel Ortal y Ángel Torres, concejales de Juntos Por Priego, en una imagen de archivo. | Fotografía: Gabriel Arias.

Elba Taravilla, concejal del Grupo Socialista y encargada de Asuntos Sociales, advirtió de que “el polideportivo tiene que estar abierto de lunes a viernes de cuatro a diez de la noche para sacarle rendimiento”. Raquel insistió en que la medida que proponen sería provisional hasta que se hubiera resuelto el concurso público y se pudiera contratar al monitor definitivo.

Por su parte, los concejales del Grupo Popular no hicieron ninguna observación al respecto durante el pleno, pero Diego Torres, en declaraciones a Las Cuatro Esquinas, explica que “los concursos llevan su tiempo y, si lo queremos rápido [la contratación del monitor], tiene que ser con un contrato menor, que es lo mismo que un dedazo“. El edil popular asegura que su grupo quiere “concursos para todo”, pero matiza que “hay cosas urgentes que no hay más remedio” que hacerlas recurriendo al contrato menor.

El Ayuntamiento también ha firmado contratos menores con los socorristas de la piscina, con la escuela de verano y con los operarios de limpieza.

polideportivo

El polideportivo de Priego lleva cerrado desde 2017. | Fotografía: Gabriel Arias.

La secretaria recordó que la plaza de monitor deportivo “está en la plantilla” de los presupuestos y que “se podría contratar a una persona haciendo un concurso, un concurso-oposición, una bolsa… pero eso es decisión del alcalde”, pues él tendrá que valorar “si compensa más un autónomo o un trabajador asalariado”.

Aunque Raquel Ortal sea concejal de Educación, Cultura y Deporte, esta concejalía también está gestionada por el equipo de gobierno. Además, el alcalde tiene la última palabra sobre lo que decidan todas las concejalías, a excepción de Medio Ambiente ya que se firmó un acuerdo especial con Juntos Por Priego.

Las Cuatro Esquinas se ha puesto en contacto con Elba Taravilla, teniente de alcalde, para preguntarle si ya se había decidido qué procedimiento seguir para contratar al monitor. Según Elba, todavía “no se sabe nada”.

Durante una década el Ayuntamiento de Priego ofreció servicio de polideportivo a más de 60 personas que estaban apuntadas a multitud de actividades. En 2015 el Gobierno de Azucena Redruello despidió al monitor y le indemnizó con 10.321 euros tras reconocer que el despido había sido “improcedente”. Tiempo después organizó un concurso público para ofertar de nuevo este servicio, que sólo estuvo vigente durante siete meses. El resto de su legislatura, el polideportivo permaneció cerrado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s