La oposición reprueba a Alfonso Biurrún por, supuestamente, amenazar y agredir a dos concejales

El Pleno del Ayuntamiento de Priego reprobó el 6 de septiembre al concejal del Grupo Popular Alfonso Biurrún, al que se acusó de haber amenazado al concejal socialista Salvador Martínez, y de haber agredido al concejal no adscrito Nicolás Cano.

La reprobación fue planteada por la oposición como moción de urgencia: “Reprobar al concejal Alfonso Biurrún Contreras por las amenazas vertidas contra el concejal don Salvador Martínez Carpintero el día 14 de julio de 2018, y por la agresión al concejal don Nicolás Cano Guijarro el día 12 de agosto de 2018”.

La moción contó con el apoyo de todos los concejales opositores: Salvador Martínez, Isidro Guerrero, Joaquín Canales y Luis Alberto Canales (Grupo Socialista), y Nicolás Cano (Grupo Mixto). En contra votaron las dos únicas concejales del PP que estaban presentes: Esther Parra y Azucena Redruello, que no hicieron ninguna declaración sobre el tema. Alfonso, que además de ser concejal es pareja sentimental de la alcaldesa, no asistió al pleno.

alcaldía

Alfonso Biurrú, detrás de la alcaldesa, a la izquierda, en una imagen de archivo | Foto: Gabriel Arias.

Desde que Alfonso Biurrún tomó posesión en marzo de 2018 ha compartido algunos enfrentamientos políticos y personales con Nicolás y Salvador. En el último pleno en el que participó, el pasado mes de junio, Alfonso acusó a estos dos concejales de haber “metido mierda” contra él y su mujer “desde que se constituyó el Ayuntamiento”. Cierto es que Alfonso aparece mencionado –en términos muy despectivos– en muchos de los artículos publicados durante los últimos años por la página web Criticón Digital, en la que escribe Nicolás Cano, que se ha atribuido algunos de estos escritos. Por su parte, recientemente Alfonso se refirió a Nicolás como “tránsfuga” y “monigote”.

Aunque durante el pleno no se especificaron más detalles sobre los motivos por los que se reprobaba a Alfonso Biurrún, el concejal Nicolás Cano sí ha ofrecido algunas explicaciones al respecto durante la entrevista concedida a este periódico.

Según Nicolás, Alfonso amenazó a Salvador “con darle dos hostias”, y a él le dio un empujón que le provocó una caída y varias heridas “leves”. Tras esta supuesta agresión, Criticón Digital publicó una noticia (titulada “Alfonso Biurrún ha intentado matar a Nicolás Cano”) mostrando una imagen en la que aparecía el concejal siendo atendido en el Centro de Salud y con una herida en la espalda. Esta noticia fue posteriormente retirada.

nicolás agresión

Nicolás Cano, de espaldas, atendido en el Centro de Salud tras la supuesta agresión | Foto: Criticón Digital.

En declaraciones a Las Cuatro Esquinas, Nicolás dijo inicialmente que incluso tenía “una costilla rota”, algo en lo que después ya no ha vuelto a incidir. Más allá de su relato, el concejal no aportó pruebas de la agresión. De hecho, reconoce que no hubo testigos.

PREGUNTA: ¿Qué ocurrió en su caso?

NICOLÁS CANO: Yo estaba en mi casa echándome la siesta. Me llamó la Guardia Civil porque había un señor, en los pisos que hay frente al Parra Manzano, que se quería ir a Madrid pero que había un coche en la puerta del garaje que no le dejaba salir. Habían intentado localizar a la alcaldesa y al alguacil pero no los localizaron. Entonces, me dijeron si yo podía localizarlos a ellos. Les dije que sí, pero ojalá les hubiera dicho que no. Me fui a la puerta de los pisos y me dijeron que por favor hiciera algo. Fui a casa de Nico, y como no lo localicé, me fui a casa de Azucena. Pero no vi puerta, así que estuve buscándola, y como no la vi, aporreé el garaje. Salió Azucena. Le dije que teníamos un problema con un vehículo y que había que solucionarlo. Me dio con la puerta en las narices. Empecé a tranquilizarme un poco porque se me puso una hostia como a un gitano, y volví a aporrear. Y entonces salieron los dos. Ni puto caso. Le digo: ¿pero vais a hacer algo? Ella se metió y el me pegó un empujón. Yo me caí. No me hice casi nada, aclaremos, pero para mí también era una justificación… no me levanté de allí, llamé al 112. Me dijeron que llamaban una ambulancia, pero les dije que no estaba tan mal como para que me enviaran una ambulancia. Me dijeron que ellos a la Guardia Civil no podían llamarla, que me fuera al ambulatorio. Un poco antes de llegar no me tenía en pie. Me tuve que estar apoyado durante cinco o diez minutos intentantando recuperar fuerzas. Me vio Anabea y fue ella la que llamó a los del ambulatorio. Me hicieron el parte de lesiones y yo con eso he presentado una denuncia. Ya veremos qué dice el juez. Me imagino que no pasará nada. Primero porque las lesiones son leves. No había casi nada, tenía un poco en un tobillo, lo más el hematoma de atrás, un picotazo muy pequeño en la cabeza y en un codo tenía algo, pero eran todo erosiones, no había sangre.

PREGUNTA: ¿Hubo testigos que presenciaron la supuesta agresión?

NICOLÁS CANO: No. Hay una muchacha que me vio en el suelo, pero no hay testigos que vieran cómo me empujó.

Las Cuatro Esquinas no ha podido conseguir el contacto personal de Alfonso Biurrún para preguntarle por estas cuestiones. No obstante, este periódico sí se ha puesto en contacto con su pareja sentimental, la alcaldesa, para que le transmitiera la posibilidad de defenderse ante los lectores. No se ha recibido respuesta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s