La oposición impide que la biblioteca se llame “Salvador Parra Ocaña”

La alcaldesa de Priego propuso en el pleno del 6 de septiembre que la biblioteca municipal se llame “Salvador Parra Ocaña”, en honor a un vecino que ha escrito dos libros sobre el pueblo y que es, desde hace décadas, organista del coro parroquial. Esta es la información que Las Cuatro Esquinas ha recopilado sobre la contribución de Salvador al pueblo de Priego, sin embargo, la alcaldesa consideró que no era necesario explicar por qué este hombre es merecedor de tal distinción.

“Creo que las explicaciones están ya dichas y sobran”, dijo Azucena Redruello al presentar esta cuestión. Acto seguido, tomó la palabra Nicolás Cano (concejal no adscrito) para explicar por qué los concejales de la oposición votarían en contra de esta propuesta de la Alcaldía.

“Nosotros creemos que nombres de personas, y en particular si están vivas, no se deben poner a edificios, calles o lugares públicos. Hemos estudiado nombres alternativos: puente Allende, ribera del Escabas, Condado de Priego, El Rodenal, Vega de Cesma, Estrecho de Priego, Señorío del Escabas, Pozo Minches y El Chorrillo. Entre ellos hemos decidido que sea Biblioteca Municipal Estrecho de Priego. Estamos abiertos a que si la gente quiere otro nombre, que nos lo digan, pero en principio queremos que sea Biblioteca Municipal Estrecho de Priego”, concluyó Nicolás.

salvador parra ocaña

Salvador Parra Ocaña pronuncia unas palabras tras ser homenajeado en las Fiestas del Cristo 2016 como ‘Persona relevante’ | Foto: Gabriel Arias.

Tras esta explicación, la propuesta de la alcaldesa fue tumbada por los votos en contra de los concejales opositores, que ostentan mayoría absoluta: Joaquín Canales, Isidro Guerrero, Luis Alberto Canales y Salvador Martínez (Grupo Socialista), y Nicolás Cano (Grupo Mixto). A favor sólo se pronunciaron la propia Azucena Redruello y Esther Parra (Grupo Popular). Después se votó el nombre propuesto por la oposición, “Biblioteca Municipal Estrecho de Priego”, que fue aprobado con el voto favorable de los cinco ediles opositores, y el voto en contra de Esther y Azucena.

Sin embargo, el nombre elegido por la oposición no es, al menos de momento, el nombre que acompañará a la biblioteca. Fuentes consultadas por Las Cuatro Esquinas aseguran que los concejales de la oposición no siguieron el trámite legal que hubiera requerido esta situación. Si querían votar su propuesta y que esta fuera vinculante, los concejales deberían haberla presentado como una moción de urgencia, pero no lo hicieron. Así pues, la única votación válida fue aquella en la que se rechazó que la biblioteca lleve el nombre de Salvador Parra Ocaña.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s