Ecologistas en Acción denuncia que la minicentral del teniente de alcalde “no respeta los caudales ecológicos”

Ecologistas en Acción ha denunciado ante varias administraciones públicas que la minicentral hidroeléctrica del teniente de alcalde de Priego, Jesús Valle, “no respeta los caudales ecológicos del río Escabas”. La organización ecologista dice tener pruebas fotográficas y documentales que así lo demuestran, motivo por el que “ha presentado escritos” ante las Direcciones Provinciales de Fomento y Medio Ambiente, y la Confederación Hidrográfica del Tajo.

DSC_1376_opt

Chorro de agua que bajaba por la cascada el 15 de mayo. El resto pasaba por la turbina.

El caudal ecológico es la cantidad de agua que no se puede desviar a la central y que siempre tiene que dejarse fluir por el río para garantizar que este no se quede seco. Es uno de los requisitos obligatorios establecidos por los técnicos de Medio Ambiente en la Declaración de Impacto Ambiental que aprobaron hace casi tres años. Según Ecologistas, cuando no se respetan los caudales ecológicos, el tramo de río que se queda prácticamente seco sufre una serie de daños porque aumenta la temperatura del agua y disminuye la cantidad de oxígeno, “dañando a la fauna acuática y provocando el crecimiento descontrolado de algas”.

En una nota de prensa enviada a los medios de comunicación, Carlos Villeta, presidente de Ecologistas en Acción-Cuenca, ha criticado que “es muy preocupante que se puedan incumplir los caudales ecológicos de esta forma tan flagrante, durante casi tres meses, y que ni la Junta ni la Confederación Hidrográfica del Tajo tomen medidas para evitarlo”. “Nos gustaría saber las razones por las que estas instituciones, a día de hoy, no han obligado al promotor a cumplir la legalidad”, se pregunta Villeta.

DSC_1415_opt

Caudal que bajaba por la cascada en junio.

Preguntado por esta cuestión el pasado mes de junio, Jesús Valle explicó a Las Cuatro Esquinas que daba la impresión de que su minicentral no estaba respetando el caudal ecológico porque el agua que deja fluir por el río se vierte toda por el mismo tramo de la cascada, que presenta muchas irregularidades. Para evitar esta situación, dijo Valle, reconstruiría la parte superior del salto, dejándolo todo al mismo nivel.

Ecologistas en Acción también ha criticado este punto. Consideran que esta reforma ha supuesto un “recrecimiento” de la cascada de 50 centímetros aproximadamente, “asunto que no permite, de forma expresa, la Declaración de Impacto Ambiental, y sin que conste autorización alguna ni de la Confederación Hidrográfica del Tajo ni de la Junta”. Según Jesús Valle, para realizar esta obra pidió “permiso a Confederación”.

Las pruebas de Ecologistas

Para fundamentar su denuncia, Ecologistas en Acción hace referencia a las fotografías publicadas por Las Cuatro Esquinas el pasado 15 de mayo, a las imágenes que la propia organización tomó el miércoles 9 de agosto, y a los datos ofrecidos por la Confederación Hidrográfica. Todo ello, dicen, “demuestra que no se ha respetado el caudal ecológico al menos desde el 15 de mayo de este año, y por tanto, se ha incumplido la Declaración de Impacto Ambiental”. No obstante, desde ecologistas dicen no tener pruebas de si el “incumplimiento ha sido continuo o de forma intermitente”.

Además, la organización hace otra denuncia: la central ha estado turbinando agua pese a que el caudal del río actualmente es inferior al caudal ecológico. Es decir, supuestamente, la central está o ha estado utilizando agua que tendría que haber fluido por la cascada, agua que Jesús Valle no podría haber utilizado. “El 9 de agosto a las 10:32, la regla de la estación de aforo marcaba 11 centímetros, que se corresponde a caudales inferiores a los caudales ecológicos [1.080 litros por segundo en agosto], a la vez que las turbinas de la minicentral estaban en funcionamiento”, asegura Ecologistas en Acción, y añade que “en la situación tan precaria del caudal del Escabas debido a la sequía, si se pretende respetar el caudal ecológico, toda el agua del Escabas debe pasar por el cauce natural”.

DSC_1448_opt

A la izquierda, el teniente de alcalde de Priego y promotor de la central, Jesús Valle.

“Ecologistas en Acción-Cuenca se muestra favorable a la instalación de sistemas de producción eléctrica con energía de origen renovable, pero es imprescindible respetar los caudales ecológicos para mantener los ríos vivos. El Escabas es un río con unos importantes valores naturales que se ven alterados de forma drástica si no se respetan los caudales ecológicos, alterando el hábitat y degradando un tramo de río de unos 100 metros. Entre otras afecciones, la falta de caudal aumenta la temperatura del agua y por tanto el descenso en el oxígenos disuelto, dañando a la fauna acuática y provoca el crecimiento descontrolado de algas”, concluyen desde la organización.

Anuncios

Un comentario en “Ecologistas en Acción denuncia que la minicentral del teniente de alcalde “no respeta los caudales ecológicos”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s