El Ayuntamiento no ha pedido el Plan de Empleo de 2017 porque “no resultaba atractivo”

El Ayuntamiento de Priego ha decidido no solicitar el Plan Extraordinario de Empleo de 2017 que impulsa el Gobierno regional y con el que podría haber contratado a cinco desempleados. Así lo ha confirmado a este periódico el teniente de alcalde, Jesús Valle, que explica que “no resultaba atractivo ni laboral ni económicamente para el pueblo”. La diferencia de este Plan de Empleo es que Diputación ha retirado su parte de la financiación, de manera que son los ayuntamientos los que tendrán que pagarla.

DSC_0647_opt

Obras en la Subida a las Peñuelas que se ejecutaron en noviembre de 2016.

Desde el Gobierno regional explican a este periódico que el Plan de Empleo se venía financiando hasta ahora con el dinero que aportaban la Junta (53%) y Diputación (47%), y que los ayuntamientos pagaban la Seguridad Social de los trabajadores. En cambio, este año la Diputación de Cuenca se ha negado a colaborar porque dice que la Junta no le ha permitido participar en su “gestión y desarrollo”. Es decir, acusa al Gobierno regional de solo contar con ella para la financiación del Plan de Empleo pero no para la ejecución del mismo.

Desde la Junta confirman a Las Cuatro Esquinas que la consecuencia inmediata de esta decisión de la Diputación es que los ayuntamientos de la provincia de Cuenca que lo soliciten tendrán que aportar los 2,1 millones de euros que esta venía pagando hasta ahora. Por lo tanto, el Ayuntamiento de Priego tendría que pagar la Seguridad Social de cada trabajador y, además, el 47% de su contrato, que es la parte que habría financiado la Diputación.

Así las cosas, el teniente de alcalde considera que el Plan de Empleo es una “medida electoralista” que no solo entraña el problema de quién lo financia, sino que además el Ayuntamiento adelantaría el pago de la parte correspondiente de la Junta, y esta podría devolvérselo en un plazo de “hasta cinco años”. “Si las condiciones económicas son favorables, como lo han sido en otros Planes de Empleo, pues pensamos que nos debemos acoger porque vamos a fomentar la actividad laboral en Priego, y encima con unos fondos que nos llegan desde fuera de Priego. Pero si resulta que quien lo paga es el Ayuntamiento, ¿cuál es la ventaja para el pueblo?“, se pregunta Jesús Valle.

El historial de los Planes de Empleo

La alcaldesa también se negó a solicitar el Plan de Empleo de 2016. En aquel entonces no lo hizo porque las condiciones fueran malas para Priego, sino porque decía que la solicitud necesitaba la firma del secretario, que en ese momento estaba de baja. Aunque Comisiones Obreras y el PSOE le insistieron para que lo pidiera, Azucena Redruello se negó. Poco después, la Junta confirmó a este periódico que no era necesaria la firma del secretario. De esa edición del Plan de Empleo sobró dinero, así que la Junta decidió convocar una segunda fase, aunque como los recursos eran menos (los excedentes), la subvención que se concedería a cada ayuntamiento sería también menor. Y en este caso, Priego sí lo solicitó, así que pudo contratar a una persona desempleada para el mantenimiento de calles. El contrato tendría una duración de seis meses.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s